lunes, 3 de noviembre de 2014

El fenogreco: propiedades, beneficios y contraindicaciones

El fenogreco, conocido también como alhova, es una legumbre que se utiliza desde la antigüedad. Ya los griegos, los egipcios y los romanos la usaban, tanto en la cocina como para sanar determinadas dolencias. Entre sus propiedades se encuentran proteger el estómago y controlar los niveles de glucosa en sangre.

Fenogreco


Esta planta puede llegar a medir 40 cm de altura, sus flores son blancas o de un suave color amarillo. Ya en tiempos pasados se utilizaba para mantener el cabello sano y hacer desaparecer la caspa.

Además de utilizarse en la cocina, con su harina se hace el conocido pan egipcio. Asimismo, en la actualidad se comercializa en capsulas.






Información nutricional del fenogreco
  • Mucílagos, rutina y lecitina.
  • Ácidos palmítico, linoleico y oleico.
  • Trigonelina y cumarinas.
  • Ácidos ascórbico y nicotínico.
  • Vitamina: A, B1, B2, B3 y C.
  • Minerales: calcio, hierro, magnesio, potasio, zinc, sodio y fósforo.
  • Fibra.

Propiedades del fenogreco
  • La harina de fenogreco protege la mucosa del estómago y está especialmente recomendada para las personas que sufren gastritis, acidez o úlcera.
  • Reduce la glucosa en sangre.
  • Es un complemento ideal cuando se sigue una dieta para perder peso.
  • Aumenta la cantidad de leche en las madres lactantes.
  • Disminuye los niveles de colesterol.
  • Mejora el tránsito intestinal.
  • Aumenta la masa muscular.
  • Reduce los dolores menstruales y los síntomas de la menopausia.
  • Mantiene el cabello sano.
  • Por vía externa: ayuda a curar los abscesos, y alivia la inflamación en la boca y la garganta.

Precauciones y contraindicaciones del fenogreco

En algunas personas puede provocar malestar estomacal o intestinal.

Las mujeres embarazadas no deben consumir esta planta sin informar a su médico.

Quienes tomen medicamentos para la diabetes, el colesterol o para fluidificar la sangre, no es conveniente que tomen fenogreco sin consultar con un profesional de la salud.

Beatriz Moragues - Derechos Reservados


No hay comentarios:

Publicar un comentario