sábado, 26 de septiembre de 2015

Quinoa: propiedades, beneficios y contraindicaciones

A la quinoa se la consideraba una planta sagrada en la antigüedad y fue el principal alimento de los Incas, que se la ofrecían como obsequio al dios Sol en recipientes de oro. Es un cereal rico en nutrientes reconocido por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO) como un alimento ideal para el ser humano.


Quinoa

La quinoa es originaria de las zonas altas de Sudamérica, principalmente de Bolivia. Puede vivir hasta a tres mil metros de altura. Las variedades de esta planta sobrepasan la treintena.

En Perú preparaban una harina con la quinoa que utilizaban para embalsamar a los muertos. Pero principalmente se ha utilizado como alimento, y se decía que las hojas y los tallos cocidos, a los que se añadía vinagre y algo de azúcar, eran muy resolutivos para los problemas de garganta. Además, por vía externa se utilizaba para curar más rápidamente las fracturas óseas.



Información nutricional de la quinoa

  • Vitaminas: C, E y Complejo B.
  • Minerales: calcio, cobre, fósforo, hierro, magnesio, manganeso, potasio y zinc.
  • Aminoácidos.
  • Omega 3.
  • Cenisteína y daidzeína.
  • Fibra.

Propiedades de la quinoa

  • No contiene gluten, por lo que es apta para celiacos. También es un alimento adecuado para las personas diabéticas.
  • Antioxidante y antiinflamatoria.
  • Protege el corazón y el hígado.
  • Potencia el sistema inmune.
  • Remineraliza el organismo.
  • Previene o mejora el estreñimiento.
  • Mantiene el sistema nervioso en buen estado.
  • Ayuda a disminuir los niveles de colesterol.
  • Alcaliniza el organismo.
  • Beneficia a los deportistas por su aporte de energía.
  • Recomendable cuando se sufre gastritis.

Contraindicaciones de la quinoa


Es conveniente lavar la quinoa antes de consumirla para rebajar las saponinas que contiene el grano y que le proporcionan un sabor amargo, además de que pueden resultar tóxicas.

No es aconsejable como alimento para niños menores de tres años.

Beatriz Moragues - Derechos Reservados


No hay comentarios:

Publicar un comentario